25/2/17

Croquetas cremosas de jamón ibérico preparadas de forma tradicional

Croquetas super cremosas de jamón ibérico, esas que son muy blanditas, y hay que hacerlas con mucho mimo, pero tampoco es que sean imposibles de preparar ya que nuestras abuelas los hacían de toda la vida.

Normalmente duplico la receta, para preparar dos litros de leche, ya tres me parecen muchas croquetas. :)

croqueta

Ingredientes

1 litro de leche entera ( es importante que sea entera)
1 hueso de jamón
150g de jamón muy picado
1 cebolla pequeña
57g de mantequilla
43g de aceite de oliva
75g de harina
sal, pimienta y un poco de nuez moscada.

Primero debemos infusiones la leche con el hueso de jamón, la haremos hervir muy suave durante 10 minutos, y dejamos reposar.

Picamos la cebolla muy pequeñita, en brunoise, y la rehogamos en el aceite y la mantequilla hasta que quede transparente. Cuando ya está transparente ( no antes porque sabrá a cruda y tampoco la queremos quemada) Agregamos el jamón picado y rehogamos a fuego suave durante unos 5 o 10 minutos. ( prestar atención).

Subimos el fuego, si usamos vitrocerámica la ponemos en el 7 y añadimos la harina y rehogamos por unos cinco o siete minutos.

Colamos la leche y se la incorporamos a la preparación anterior,  dejamos cocer todo por unos 20 minutos removiendo de vez en cuando.

Pasado este tiempo, probamos y rectificamos de sal, y añadimos la pimienta y la nuez moscada.
Colocamos la masa en una fuente para que quede extendida y tapamos con film para que no se nos haga costra y llevamos al frío.

croquetas
Una vez que esté fría la masa, hacemos porciones del tamaño que nos guste, en este caso las hice con una cuchara de helado de las pequeñas, de esta forma me salen todas iguales. Al final la cuchara de helado es lo que más resulta, he probado el aparato de tupperware, pero no se si porque no lo se usar pero no me ha dado tan buen resultado.

Para darles la forma me aceito las manos un poco, boleo y achato los lados, así quedan como más cuadradas.

Las paso por huevo batido y luego por pan rallado. Después de pasarlas por el huevo las coloco en un colador para que de esa forma se escurra el excedente, es un poco más complicado pero queda muy bien.

Normalmente las frío en la freidora a 180º ya que de esa forma tengo mejor control de la temperatura.

No congelo las croquetas, puesto que al sacarlas es como que suda la masa, no me gusta como quedan, y ya que la masa puede aguantar en la nevera varios días termina siendo más fácil hacerlas para el momento que las vamos a comer.

Caro :)

2 comentarios:

Me encantaría leer lo que tengas que comentarme :)

Blogging tips