7/2/17

Tarta noruega de almendra y cardamomo

Esta tarta noruega de almendra y cardamomo, cuyo nombre sería fyrstekake; en noruego, no es complicada de preparar, pero si lleva muchísimas calorías, por lo que es ideal para el tiempo frío y antes que este se acabe, la ponemos :)

cardamomo-almendra-tarta


Ingredientes

Para la masa
110g de mantequilla fría
110g de azúcar
250g de harina
2 tsp de polvo de hornear
una pizca de sal
1 yema de huevo
75g de crema fresca ( créme fraîche)

Relleno
4 claras de huevo
100g de mantequilla derretida
400g de azúcar glas
400g de almendras molidas
4 tsp de cardamomo molido 
2 tsp de extracto de vainilla
1/2 tsp de sal

1 yema de huevo batido con una cucharada de agua para pintar

La técnica para elaborar la masa es como aquí, procesamos la harina con la mantequilla, luego incorporamos el azúcar y el polvo de hornear. A continuación  la yema de huevo y la crema fresca, hasta obtener una masa que se forma presionando los dedos.

Colocamos en una superficie de trabajo y nos preparamos a realizar el fraisage, que consiste en estirar la masa con la base de la palma de la mano, aquí hay un video de Dorie Greenspan que muestra como se hace




Luego dividimos la masa en dos disco, uno mayor que otro, y cubrimos con film y llevamos a la nevera por una hora.

En ese tiempo preparamos el relleno, montamos las claras hasta que formen picos suaves, no nos pasemos, que no lo queremos firme y seco.

En un bol mezclamos la mantequilla derretida con el azúcar glas, las almendras molidas, el cardamomo molido, la canilla y la sal, hasta obtener una mezcla homogénea.

Integramos la preparación con almendra con las claras batidas a nieve, para ser más práctico generalmente coloco 1/3 de las claras y con movimientos fuertes lo integro, de esta forma aligero la masa de almendra para que me sea más fácil luego seguir con movimientos envolventes, porque de lo contrario demoraría un montón.

Precalentamos el horno a 170 ºC.

Forramos el molde con la masa, yo he utilizado el molde de las quiches que es grande, la próxima veré si los preparo en moldes más pequeños, no me gustan tan grandes.

Retiramos la masa del frio, y colocamos dentro del molde, quitamos el excedente, rellenamos con nuestra morse de almendra y con el disco más pequeño hacemos tiras para decorar la tarta como vemos en la foto.  




Si no queremos hacerla en forma de enrejado, podemos recortar la masa en forma de hojas y cubrir con ella la tarta.

Pintamos la masa con la yema de huevo, y llevamos al horno por espacio de 50 o 60 minutos.

Retiramos del fuego y dejamos enfriar.

La podemos hacer con dos días de anticipación y luego mantener a temperatura ambiente.  La próxima vez intentaré hacer dos pequeñas y congelar una para ver como queda, pero no creo que haya ningún problema en la textura.

Caro :)

GuardarGuardar

2 comentarios:

  1. Una delicia de tarta¡¡¡¡¡¡ con la almendra debe estar para chuparse los dedos, te ha quedado genial
    besos

    ResponderEliminar

Me encantaría leer lo que tengas que comentarme :)

Blogging tips